Recuperación y rendimiento

rendimiento deportivo

No importa cuál sea tu clasificación, da igual que seas aficionado o profesional de élite, la recuperación puede ser clave en el rendimiento deportivo. Para ello debemos marcar unas pautas y rutinas que ayuden a la recuperación, no vale con esperar simplemente a la próxima sesión de entrenamiento.

Empezamos por el sueño, es importante tener en cuenta que la alteración y desórdenes del sueño conllevan a un efecto negativo en el descanso más largo e importante, traduciéndose en un descenso en el rendimiento deportivo. Además de elegir la superficie de descanso más adecuada a tus necesidades, Intenta crear una rutina del sueño y educar tu reloj biológico para dormir a horas determinadas y de la forma más placentera posible.

Relájate escuchando música, el ritmo de la música puede modificar la presión sanguínea en tanto en cuanto los ritmos suaves nos sumergen en un estado de bienestar y relaja las pulsaciones. La relajación de cuerpo y mente también es clave para restituir energías.

En cuanto a la alimentación, es muy recomendable tener una base rica en proteínas para el desayuno. Las proteínas contribuirán a restituir la musculatura y evitarán lesiones consecuencia del esfuerzo realizado día anterior. Al igual que en el desayuno también es ideal tomar proteínas ligeras y fáciles de digerir justo antes de irnos a dormir para una mayor reparación del tejido muscular. Otra recomendación natural para reducir el dolor es el consumo de frutos rojos después del ejercicio, en concreto la cereza, más aún si la tomamos en zumos concentrados para aumentar los beneficios de sus propiedades.

Por otro lado, uno de los agentes externos a valorar a la hora de la recuperación es la ayuda de fisioterapeutas profesionales. Date el capricho de un masaje con relativa frecuencia, tus molestias post ejercicio durarán menos y minimizarás la sensación de “agarrotamiento”

Vigila el consumo de alcohol. A partir de la segunda bebida los niveles de deshidratación se disparan, aunque a veces pueda parecer de lo más refrescante no es la mejor manera de reponer los líquidos perdidos durante una dura sesión de entrenamiento.

Os animamos a seguir estos consejos y también a continuar con el espíritu deportivo como vehículo de una vida más saludable. Como decíamos, no debemos descuidar el tiempo que pasamos entre las pruebas y las horas de entrenamiento ya que son muchos los factores a valorar a la hora de reponer fuerzas, y todo ello desemboca en un mayor o menor rendimiento dependiendo de los hábitos que adoptemos.

No pares de moverte, y cuando pares. No dejes de recuperar.

0 Comentarios

Dejanos tu respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Paste your AdWords Remarketing code here